El chatbot es parte de las tendencias de reclutamiento de 2019, como lo anunciamos en nuestro artículo a principios de año. De hecho, los departamentos de Recursos Humanos que lo adoptan para sus reclutamientos son cada vez más numerosos. ¿Cuál es el interés de un chatbot para tus reclutamientos? ¿Cómo puede mejorar la experiencia del candidato? ¿Qué tipo de chatbot adoptar? Haz zoom en esta herramienta con un alto valor agregado que está teniendo éxito entre los reclutadores.

  1. Chatbot de reclutamiento: definición

Uno puede traducir “chat” por “discusión en línea” y “bot” por “robot”. Por lo tanto, un chatbot se puede definir como un “agente conversacional virtual“. Es un software programado para simular una conversación. Por lo general, están integrados en sitios corporativos como un personaje animado o un área de “chat” en la parte inferior de la pantalla. Su función: ayudar a los usuarios a resolver un problema, hacer un pedido … o incluso solicitar una oferta de trabajo.

Aunque se utilizó principalmente para las relaciones con los clientes, en los últimos años se ha convertido en una importante palanca de la marca empleadora. Integrado al sitio carrera, ayuda a los candidatos en su solicitud, a conocer las posiciones, la política de reclutamiento. Los departamentos de recursos humanos también lo utilizan para sus empleados (gestión administrativa, formación, gestión de permisos …). Nos centraremos ahora en la función de reclutamiento del chatbot.

  1. Las ventajas del chatbot en el reclutamiento

Los chatbots cumplen con las expectativas de los candidatos. Permiten una respuesta inmediata y personalizada. Es una forma divertida de proporcionar información a los candidatos y guiarlos a través de su proceso de solicitud. Esto le da una imagen innovadora, digital y dinámica a la empresa. Traen una experiencia candidato positiva al entablar un diálogo con ellos. La marca empleadora es entonces valorada. Los Millenials aprecian particularmente este modo de comunicación que corresponde a sus usos (inmediatez, fluidez).

chatbot

Además, el chatbot permite a los reclutadores ahorrar tiempo y centrarse en la identificación del talento. Los candidatos hacen sus preguntas directamente al robot, lo que les permite conocer las posiciones abiertas y entender mejor la cultura de la empresa. Por lo tanto, el candidato está mejor informado y puede enviar su solicitud con pleno conocimiento de los hechos. Por lo tanto, los candidatos están mejor calificados y se evita el envío masivo de CV por parte de los candidatos. Además, el chatbot tiene la ventaja de ser instantáneo y está disponible las 24 horas del día.

  1. Los diferentes tipos de chatbot en el reclutamiento

¿Cómo funciona el chatbot?

Valérie Touraine de JAI (The Jobs Artificial Intelligence) explica:

« El chatbot trabaja con la inteligencia artificial llamada NLU por Natural Language Understanding y NLP por Natural Language Processing.”

Estas tecnologías permiten analizar las preguntas planteadas por el candidato y responderlas de manera personalizada de acuerdo con la configuración que se haya hecho previamente.

Los usos posibles

El chatbot se puede utilizar de muchas maneras como parte de un proceso de reclutamiento.

Por ejemplo, ayuda a los candidatos a encontrar una oferta de trabajo que coincida con sus expectativas. Lo candidatos también pueden aplicar directamente en la discusión y responder a preguntas de precalificación (movilidad, nivel de estudios …).

También puedes usar chatbot para proporcionar respuestas a los candidatos, enviarles videos sobre las profesiones, llevarlos a los artículos en tu sitio carrera. Las posibilidades son múltiples. El chatbot está hecho a medida según tus expectativas y objetivos.

Conclusión

robot-et-humain

Por lo tanto, los chatbot aportan muchas ventajas y tienen un valor agregado real para la marca empleadora. Sin embargo no pueden reemplazar al humano y al contacto entre reclutadores y candidatos. Proporcionan una valiosa ayuda a los reclutadores, pero siguen siendo robots. Incluso si se vuelven más y más eficientes, no podrán tomar decisiones sobre el reclutamiento. El reclutamiento final seguirá siendo un proceso humano basado en el juicio personal del reclutador. Se debe tener cuidado de que el uso del chatbot no deshumanice el proceso. Se debe utilizar de manera inteligente al comienzo del proceso, luego, depende del ser humano asumir el control y crear una relación de calidad con el candidato, basada en la transparencia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *